Grafología

Estudio Estadístico sobre la Característica Celos

Mediante Grafodet se llevó a cabo un estudio estadístico sobre 35 pacientes que presentaron la característica  Celos. Este grupo fue confrontado con un grupo testigo, formado por otros 35 pacientes no celosos.  La selección del primer grupo,  se realizó, de entre miles de pacientes,  a lo largo de 25 años.

A continuación se transcribe la descripción de la característica Celos del libro de mi autoría “Guia Grafológica para el Estudio de la Personalidad”:

“Se debe apreciar esta característica con gran cautela. Se trata de un sentimiento muy difundido. Se obser­va con frecuencia en niños y en parejas de novios. Por lo tanto para ser tomado en cuenta en tales situacio­nes, deberá presentarse con inusitada exageración.

Deberán estar presentes en todos los casos, una o más de las siguien­tes características:

  1. Ser injustificados. Si existen motivos, deja de ser un signo morboso.
  2. Ser intensos y obsesivos.
  3. Provocar sufrimiento en quien los padece.
  4. Ser acompañados de reproches al ser amado, lo cual genera no pocas veces, reyertas en pareja.

Si bien en los celos existe siempre un componente de envidia, aquellos deben diferenciarse de la envidia propiamente dicha.

Aclaremos este punto con un ejemplo de práctica. Una paciente nos relató en la primera consulta que siendo niña, había sentido celos por su hermano. Cuando le preguntamos porque sentía celos, respondió: «él era el varón y por lo tanto se le permitían las llegadas tarde, decir malas palabras, en cambio yo era la «nena» y a mi me reventaba jugar con las muñecas». En este caso se deduce claramente que lo prevaleciente era la envidia y no los celos.

Una manera práctica de diferenciar los celos de la envidia, es que en la envidia solo se requieren dos personas, en cambio, en los celos, tres.

Los celos, pueden definirse, como el «egoísmo afectivo». Dos ingredientes frecuentes de los celos son la desconfianza (se observa en parejas) y la posesividad. En la posesividad existe el deseo de tener todo el tiempo consigo a la persona querida.

 Para confirmar  la característica celos es útil indagar sobre la conducta del celoso:

* Llamadas frecuentes a horas inusuales. Sólo se trata de chequear si el otro está donde debe.

* Control de horarios y preguntas capciosas, por ejemplo ¿Otra vez se te pinchó un neumático, no?

* Revisión de bolsillos, carteras, agendas o cuanto lugar pueda esconder algo”.

Se analizaron las escrituras, chequeando más de 300 rasgos grafológicos. En la Tabla N° 1 se estudian los rasgos que figuran en la base de datos de Grafodet. En la Tabla N°  2, se detalla el estudio estadístico teniendo en cuenta más de 300 rasgos grafológicos.

Programa Grafodet: Muestra “Consulta de características”: Celos, con las incidencias, los autores referentes y las obras de donde fueron extraídos los rasgos correspondientes a la característica Celos.

Programa Grafodet: (hacer click sobre las imágenes para ampliarlas)

 

 

Lista de rasgos de la característica Celos de la base de datos de Grafodet, tabla N° 1:

Nota: En Cantidad se consigna el número de pacientes celosos y no celosos que presentan cada uno de los rasgos grafológicos y en  Grado, la suma de los grados de 1 a 4 de todos los pacientes correspondientes a cada rasgo.

(hacer click sobre las imágenes para ampliarlas)

Se observa, que de los 14 rasgos consignados por los distintos autores, sólo tres (las resaltadas en verde) se confirman en el estudio: g bucle estrecho; inclinada, muy inclinada y jambas cortas y débiles.

Hay un leve predominio a favor de los celosos en los rasgos: apretada; c angulosa y ganchos finales. Y por el contrario, los rasgos: margen izquierdo regresivo; regresiva y zona inferior desarrollada (resaltados en gris), arrojan resultados opuestos a los señalados por los autores referentes.

Lista seleccionada de los rasgos que más se destacan de la repertorización de las 70 escrituras:

Se destacan, en contraste con el grupo de los no celosos, los rasgos: estrechada; s minúscula triangular; ochos y jambas estrechas.

Estándar